Wednesday, October 11, 2006

Asi son las cosas...

y así se las hemos contado. Nooooo, que todavia no termino. Pero casi, hoy os voy a poner fotillos del baño completo y de la habitacion de matrimonio, que lo iba dejando y no me decidía a ponerlas.
Primero un lado de la cocina. Aqui es donde pusimos la cajonera, una grande y otra pequeña, y la nevera medio escondida con los tipicos imanes pegados en la puerta (no hay ninguno de picachu ni de sinchan). La ventana nos impide poner un armario grandón a este lado de la pared y nos tuvimos que conformar con la vitrina, aunque por ahora nos sobra y basta con el sitio que tenemos.


La anecdota de la vitrina es que al fijarla a la pared la pusimos al reves. Los cristales son correderos y cuelgan del techo, pero yo pensaba que funcionaba como las vias de un tren, y nada de eso. Después de conseguir poner la de este lado tuvimos que descolgarla y volver a girar (con lo que pesa...).

Pues bien, al poner la segunda vitrina me pasó lo mismo. Avisé a nuestro vecino rumano fortachón y la fijamos. Y en cuanto salió por la puerta me puse a llorar o reir, o yo que se, porque dicen que el hombre es el animal que tropieza dos veces con la mismoa piedra... y doy fe de ello, tuvimos que volver a quitarla y colocarla.
Esta foto es del otro lado de la cocina. Aqui están agrupados el resto de electrodomesticos. Ya dije en anteriores post teniamos muy claro que queríamos la cocina de gas... ese sabor a quemado con el que salen las tortillas no se consigue igual con la vitro... Sólo nos ha quedado sitio para dos puertas de armario, pero repito que por ahora con las cajoneras y las vitrinas nos va bien.

Bueno, aqui la cama nueva, por fin!! El cabecero es de cristal blanco, igual que la parte de arriba de las mesitas. Como es blanco se acabó limpiar el polvo a diario xD (como me oiga la dueña de la casa...). Lo elegimos al final color roble clarito, que nos iba muy bien con la tarima y las puertas. Veis esas patas, pues en los proximos meses mi espinilla va a acabar ahí marcada, o si no tiempo al tiempo (que peligro).


A su izquierda este espejo y sinfonier. Será por cajones...
Y me despido por hoy con este mandil que me pongo cada vez que cocino. Como podeis comprobar es de diseño y comprado en una tienda con productos de gran calidad y de las más grandes marcas. Por supuesto, un todo a cien. Gracias a los amigotes de Cuenca, fue idea suya comprarlo para las fiestas de San Mateo, y consiguio sobrevivir a los litros de zurra y vino derramados. Un saludo.

2 comments:

EL TETE said...

Ese planito de la casa por favor que estoy en ascuas, aunque sea a la lapiz y en una servilleta de bar (no tienes huevos a ponerlo asi, jeje)

chüpetina said...

que dios t'ampare y la macarena t'acompañe, q te dure poco la reforma.

yo, por si te sirve de ayuda, te voto.